El Cedro del Líbano, uno de los árboles sagrados de la Biblia.

Relatos de la naturaleza

El listado de especies vegetales que se citan en la Biblia es
larguísima.
Tratándose, no sólo de un relato puramente Divino, sino
del relato de la vida diaria de los habitantes del antiguo Israel, es
lógico pensar que se citen muchas de las plantas que les servían de
sustento (frutales, productores de tejidos, tintes, medicinas, alimento
para sus animales, etc). Lógicamente, también se habla
detenidamente de aquellas plantas ligadas a la historia religiosa. De
toda esta colección de especies botánicas, será el Cedro del Líbano el
que aparezca en más ocasiones y lo hará ligado a los más nobles
fines constructivos. Su tronco larguísimo (con árboles que alcanzan
los 40 metros de altura), esbelto, grueso, de madera noble,
incorruptible (capaz de prolongar su vida hasta superar los 2000
años), aromática (ideal para una época donde la higiene corporal era,
dejémoslo en “limitada”), resistente, bellísima, fue considerada la
mejor idónea para construir, nada menos, que el Templo de David y
el palacio y el primer Templo de Salomón.

En la ciudad de Salamanca no es una especie tan empleada como sí
lo ha sido el Cedro del Himalaya o llorón, muy habitual en todos los
parques de la nuestra ciudad. Sí tenemos la suerte de contar con un
Cedro del Líbano magnífico, el de La Alamedilla, el árbol de mayor
volumen de la ciudad y auténtica imagen y bandera de este parque.

Una última curiosidad. Como ya hemos mencionado en otras
ocasiones, los árboles son capaces de generar su propia lluvia hasta
llegar a crear “ríos”. Lejos de ser una exageración o una pura licencia
literaria, os recomendamos visitar a este coloso en los días de niebla.

Su follaje denso actúa como auténtico peine que mesa los aires
cargados de humedad, comportándose sus hojas y ramas como
núcleos de condensación del vapor de agua que constituye la niebla y
que precipita al suelo en forma de incesante lluvia. Literalmente,
llueve tanto debajo de este gigante que se llega a formar un arroyo.

Si te apetece que te contemos más curiosidades de la fascinante naturaleza del mundo, te esperamos los sábados (mañana y tarde) y los domingos por la mañana para descubrir el mundo paseando por Salamanca.

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s