El amor de las rapaces: Curso de Identificación de Aves Rapaces Ibéricas 25 y 26 de marzo en el Gabinete de Historia Natural de Madrid.

pareja-de-cernicalos-primillas
Pareja de cernícalos primillas (Falco naumanni) en pleno cortejo. La entrega de presas por parte del macho a la hembra, hace las veces de “regalo de bodas” que debe reforzar la unión de la pareja (Fotografía Carlos Romo).

Mucho antes de que llegue la primavera al calendario son muchos los animales que ya han iniciado su estación de amoríos, entre ellos nuestras rapaces. Para buitres y quebrantahuesos, las copulas otoñales e invernales ya han dado el deseado fruto de sus nuevas familias. En el caso de las grandes águilas, están en la recta final de la ansiada espera de sus puestas. Para las rapaces de menor tamaño, es justo ahora, mucho antes de que se asiente definitivamente la primavera en nuestros campos, cuando ya han iniciado esta etapa trascendental de su vida.

milanos-negros
Cópula primaveral y ceremoniosa de una pareja de milanos negros (Milvus migrans) (Fotografía: Carlos Romo)

Las cópulas no sólo tienen una función estrictamente “fertilizadora”. Su ocurrencia una vez llegada la nueva familia, demuestra su utilidad como pretendido refuerzo en la estabilidad de la pareja.

cernicalo-primilla-hembra
Cernícalo primilla hembra reclamando la llegada de su pareja con una presa. Durante el periodo de cría, se puede afirmar que las hembras adultas se “infantilizan” con la adopción de los instintivos y lastimeros chillidos y aleteos de los pollos al reclamar su alimentación (Fotografía: Carlos Romo).

Durante el periodo reproductor el reparto de tareas es muy marcado entre las rapaces cazadoras. Las hembras, algo mayores y más fuertes, son las encargadas principales de la dura y paciente labor de incubación, defensa y limpieza del nido, cuidado de los polluelos pequeños y “reparto” de la comida aportada por los machos durante las primeras semanas de la nueva familia. Los machos, algo menores y más ligeros para la caza, son los suministradores de la mayor parte de la comida en esta fase inicial y tan delicada de la vida de su familia. Si el macho se retrasa en la entrega de presas, la hembra reclamará con agudos chillidos y amanerados aleteos la llegada del macho. Con el crecimiento de la nidada y de las necesidades de su numerosa familia, la hembra irá sumándose al esfuerzo creciente de la búsqueda de comida. Esta será una etapa muy delicada de la vida de los polluelos ya que deberán pasar mucho tiempo solos y expuestos a los posibles depredadores.

Sobre la vida amorosa de las rapaces y su abnegada entrega familiar, hablaremos con más detalle durante nuestro curso de Identificación de Aves Rapaces Ibéricas que celebraremos los días 25 y 26 de marzo en el Gabinete de Historia Natural de Madrid.

Si te apetece adentrarte en el apasionante mundo de las rapaces y recorrer algunos de los rincones de uno de los tesoros naturales de la Comunidad de Madrid, esta es tu oportunidad.

ESTRUCTURA Y HORARIO DEL CURSO:

  • Sábado 25 de marzo. Jornada de formación teórica en el Gabinete de Historia Natural, en horario de 10:00 a 14:00 horas y de 16:00 a 20:00 horas.
  • Domingo 26 de marzo jornada de campo: práctica de identificación y localización de aves rapaces. De 9:00 a 18:00 horas en el entono de El Pardo.

Se recomienda llevar guías de identificación de aves a lo largo del curso. Para la jornada de campo del domingo 26 se prestarán prismáticos a los alumnos que no dispongan.

Precio del curso: 50 euros.

Lugar de realización:

Gabinete de Historia Natural.

C/ de La Victoria, 9, 1ª Madrid 28012. Metro SOL.

Información y reserva:

Gabinete de Historia Natural.

Teléfono: 911 37 70 96

http://www.gabinetedehistorianatural.com

Para cualquier información, pueden contactar con nosotros en los teléfonos 635158497 (Guillermo Hernández) y 654438367 (Laura García) y en el correo electrónico contacto@aquilanaturaleza.com

¡Nos vemos en el campo!

Anuncios

Rapaces solitarias y gregarias.

buitres-leonados-con-firma-reducida-copia
Buitres leonados (Gyps fulvus). Fotografía de Carlos Romo.

La defensa de un territorio de uso exclusivo es una de las señas de identidad del comportamiento de la inmensa mayoría de los depredadores. La necesidad de asegurarse el sustento lleva a infinidad de animales a desarrollar todo tipo de estrategias y armas que garantice que ningún competidor consuma los vitales recursos que necesitará la familia. Entonces ¿Qué puede ganar una rapaz que sea tan importante como para que decida vivir y “compartir” junto a otros congéneres?

Los buitres y los milanos son los ejemplos más característicos de las pocas rapaces que tienen un comportamiento gregario. Tolerando a otros ejemplares de su propia especie consiguen una “ayuda” tan decisiva como involuntaria a la hora de encontrar comida. En realidad, y cómo podremos comprobar, no existe ningún tipo de colaboración desinteresada. Simplemente, estamos ante un ejemplo de cómo el éxito individual en la localización de comida supone un éxito colonial que repercute en cada individuo de estas comunidades de interés.

Sobre cómo consiguen buitres y milanos encontrar comida y cómo el resto de sus compañeros de conveniencia se ven beneficiados con su éxito individual, habrá tiempo de hablar durante nuestro curso de Identificación de Aves Rapaces Ibéricas que celebraremos los días 16, 17 y 18 de febrero en el C.P.E Lorenzo Milani, Cabrerizos (Salamanca) junto a los buenos amigos de Iberia-bird Medioambiente.

Si te apetece adentrarte en el apasionante mundo de las rapaces y recorrer los rincones más apabullantes del parque natural de las Arribes del Duero, esta es tu oportunidad.

ESTRUCTURA Y HORARIO DEL CURSO:

  • Días 16 y 17 de febrero. Jornadas teórico-prácticas en horario de 16:30 a 20:30 horas.
  • Día 18 de febrero (sábado) jornada de campo: Práctica de identificación y localización de aves rapaces. De 9:30 a 19:30 horas, aproximadamente, en el parque natural de los arribes del Duero.

Se recomienda llevar guías de identificación de aves a lo largo del curso. Para la jornada de campo del día 18 de abril, Iberia-Bird y Aquila Naturaleza disponen de prismáticos para prestar a los alumnos que carezcan de ellos.

Precio del curso: 30 euros.

Lugar de realización: Centro de F.P.E Lorenzo Milani (Cabrerizos, Salamanca) A menos de 2 kilómetros del recinto ferial de la Aldehuela de Salamanca. Aquellos que no dispongáis de medio de transporte, poneros en contacto con nosotros.

Inscripciones:

Centro de F.P.E Lorenzo Milani

Teléfono: 923180831

centromilani@gmail.com

Más información: teléfono, whatsApp y mail

Aquila Naturaleza: 635158497 (Guillermo Hernández) contacto@aquilanaturaleza.com

Iberiabird-Medioambiente: 639121532 (Vicente López) iberiabird@iberiabird.com

¡Nos vemos en el campo!

 

La estación de los amoríos de los cernícalos primillas: ¡¡cuida de los tuyos y todo saldrá bien!!

La más diminuta de las rapaces ibéricas reproductoras está ya en plena estación de amoríos. Recién llegados de un larguísimo viaje desde las sabanas africanas, donde han pasado los meses del otoño y el invierno europeo, los familiares primillas ya han ocupado los tejados y muros donde, como cada año, se esfuerzan por sacar adelante a sus copiosas familias. Pero antes de echarse a incubar y de buscar comida para unos pollos, que nunca parecen estar satisfechos, los machos tienen que cumplir con una labor de la que dependerá en gran parte el éxito de la estación de cría, ¡¡tienen que conquistar a sus compañeras!!. Los galantes machos conocen perfectamente cómo ganarse la confianza de sus pardas hembras: haciéndoles regalos para mostrarles que serán los mejores proveedores de comida. ¿Y que mejor demostración de tus artes para conseguir comida que entregarle un jugoso ratoncillo recién cazado? ¿Qué mejor prueba de tu compromiso con la ardua tarea de la crianza de tus exigentes pollos que hacer ver a tu pareja que sabrás proporcionar a la familia la comida necesaria para que todo el esfuerzo del año obtenga el premio de una sana y volandera familia?
 

Colocándonos cerca de las iglesias y tejados que aún acogen a estas bonitas y valientes aves, y con un poco de paciencia y la ayuda de unos prismáticos, podremos sorprender la llegada de los machos con sus regalos nupciales a las colonias de cría. La hembra recibirá a su compañero con el mismo repertorio de aleteos y chillidos lastimeros que en pocas semanas desplegarán los polluelos para recibir su comida. Todo un espectáculo de la Naturaleza que se repite en nuestras ciudades y pueblos desde hace incontables generaciones de cernícalos. ¡¡Ojalá que sepamos valorar, cuidar y disfrutar durante mucho más tiempo de este espectáculo mágico que la Madre Tierra nos brinda completamente gratis!! Cuidemos de los tejados y muros, pero sin tapar los agujeros donde ellos cría, y si tenemos que hacerlo por el riesgo de humedades y goteras, proporcionémosles una caja nido o una vasija de barro (hay muchos modelos en la red) donde poder seguir criando a sus familias.

 

Nos vemos en el campo.
Aquila Naturaleza.

El dimorfismo sexual en las rapaces y el reparto de tareas entre sexos.

calzadas
Pareja de águilas calzadas adultas.( Macho a la izquierda y hembra, claramente mayor, a la derecha). Autor de la fotografía: Carlos Rom

En la naturaleza el reparto de tareas entre el macho y la hembra es algo muy habitual. Salvo en muy contadas ocasiones, los machos son los encargados de defender el territorio para su familia y de captar la atención de las hembras. Por su parte, la hembra es la responsable de la no menos agotadora y peligrosa tarea de construir el nido, cuidar de su descendencia y asegurarse que llegue sana y salva a su etapa de independencia. Este reparto del trabajo ha tenido unas consecuencias muy evidentes en el aspecto físico de machos y hembras y recibe el nombre de dimorfismo sexual.

Si la labor del macho es la de defender un territorio y la de atraer a las exigentes hembras, para tal fin, la evolución le ha dotado de colores más llamativos que sirven de señal inequívoca de su posesión del territorio y de su buena salud genética. Para reforzar este mensaje territorial y amatorio, muchos de ellos marcan los límites de sus posesiones con vuelos llenos de arrogancia y virtuosismo y con llamadas agudas y penetrantes.

Muy diferente es la labor encomendada por la naturaleza a las hembras. Ellas serán las encargadas de construir con maestría ¡¡y sin manos!! las más elaboradas y resistentes construcciones de la Naturaleza: los nidos. Con su pico maestro entrelazan pequeñas y grandes ramas hasta diseñar nidos capaces de soportar las más violentas de las tormentas primaverales. Igualmente importante, ellas serán las encargadas de cuidar de sus preciadas e indefensas puestas. Para el cumplimiento de su inquebrantable voluntad de cuidar de los suyos, no tendría sentido lucir plumajes coloristas que pudieran delatar su presencia y la de su nido. De tal modo, la inteligente Naturaleza las ha vestido de discretas galas para confundirlas con el paisaje reinante. Más aún. Ya que ellas son las responsables de la defensa, en última instancia, de huevos y pollos, de nuevo, la sabiduría natural les ha otorgado un peso y una fuerza superiores a los de sus bellos machos, para luchar a brazo partido con todo aquel que ose acercarse a su tesoro.

De este y de otros muchos más secretos de la Naturaleza habrá tiempo para hablar durante nuestro curso de Identificación de Aves Rapaces que celebraremos los días 23 y 24 de abril en Madrid junto a los compañeros del Gabinete de Historia Natural.

Estructura del curso:
–Sábado 23 de abril: jornada teórico-práctica de 10:00 a 14:00 y de 16:00 a 20:00 horas en un aula del Gabinete de Historia Natural, a un paso de la Puerta del Sol.
–Domingo 24 de abril jornada de campo: Práctica de identificación y localización de aves rapaces. De 9:30 a 19:30 horas, aproximadamente. Quedaremos en la estación de Renfe Cercanías de Tres Cantos. ¡No olvides traer comida!
Se recomienda llevar guías de identificación de aves a lo largo del curso. Aquila Naturaleza dispone de prismáticos para prestar a los alumnos.
Precio: 50 € por persona
Inscripciones en:
http://gabinetedehistorianatural.com/curso-de-avistamiento…/

Más información:
Guillermo Hernández.
635158497.
Aquila Naturaleza.
aquilanaturaleza@gmail.com

Un saludo y nos vemos en el campo.

Curso de Identificación de Las Aves Rapaces Ibéricas. Madrid, abril 2016.

Curso-Rapaces
Autor de la fotografía: Carlos Romo

Los días 23 y 24 de abril estaremos en el Gabinete de Historia Natural celebrando nuestro Curso de Identificación de Aves Rapaces Ibéricas. Aprenderemos todos los trucos básicos para identificar a nuestras especies ibéricas y nos adentraremos en la apasionante ecología de este grupo fascinante de aves. 8 horas de teoría y todo un día de campo en la ZEPA Soto de Viñuelas para descubrir la naturaleza de Madrid con los ojos de las águilas y los buitres.

Si te apetece conocerlas, ¡esta es tu oportunidad!

Nos vemos en Madrid.
Aquila Naturaleza y Gabinete de Historia Natural.

http://gabinetedehistorianatural.com/curso-de-avistamiento…/

¿Cuáles son las águilas que se tiran en picado a la carretera y estoy a punto de atropellar con el coche?

Pues sin temor a equivocarnos, podemos afirmar que las rapaces que se han lanzado en un picado de vértigo sobre la carretera y, sin necesidad de posarse, se han llevado con habilidad y elegancia a un pequeño animal atropellado, son milanos. En España contamos con la presencia de dos especies: el milano real (Milvus milvus) y el milano negro (Milvus migrans). El primero, algo mayor y de colores rojizos, cuenta con una modesta población reproductora sedentaria, a la que se suman varios miles de ejemplares invernantes procedentes de Alemania, Suecia y otros países europeos. El milano negro, algo menor y de colores más chocolates, se comporta como una especie reproductora que nos abandona en pleno verano para viajar más allá del sur del Sahara. El progresivo cambio climático parece ser el responsable de que cada día mas ejemplares permanezcan con nosotros todo el año y que, otros muchos, regresen mucho antes de lo que solía ser habitual.

Milano real
El milano real (Milvus milvus) se distingue del milano negro por su coloración rojiza y por su mayor envergadura. Autor de la fotografía: Carlos Romo
Milano negro Miguel rocuo
El milano negro (Milvus migrans) tiene una coloración general chocolate. Autor de la fotografía: Carlos Romo.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Nuestras dos especies de milano son aves oportunistas que han encontrado en las carreteras y en los vertederos una fuente inagotable de alimento. Sus capacidades para la caza son poco destacadas para estar emparentadas con especies de aves rapaces de vuelos magníficos. Apenas sí se les puede calificar como depredadoras activas de pequeñas presas, como reptiles y roedores, y cazadoras puramente oportunistas de animales enfermos, heridos o demasiado jóvenes o viejos como para poder reaccionar efectivamente ante un depredador. Es esta misma labor de “saneadores” y de seleccionadores de ejemplares poco dotados para la supervivencia, lo que hace de los milanos y de todos los depredadores, de especies absolutamente imprescindibles para la salud y equilibrio de nuestros ecosistemas. Al depredar sobre estos ejemplares, los depredadores permiten que sólo los mejores, los más hábiles, los que muestran mejores capacidades para buscar comida o para evitar el ataque de sus enemigos, accedan a la comida, al hábitat y se reproduzcan para perpetuar los mejores genes.

Milano real volando
Milano real (Milvus milvus). Autor de la fotografía: Miguel Rouco.
Milano negro
Milano negro (Milvus migrans). Autor de la fotografía: Miguel Rouco.

En vuelo los milanos son fácilmente diferenciables de otras rapaces por su cola ahorquillada o con forma de cola de pez. No en vano, en portugués, el milano real recibe el expresivo nombre de Milhafre-real o Milhafre-de-rabo-de bacalhau. Como vemos el milano real  tiene una cola más larga y con una horquilla mucho más profunda que el milano negro. Su coloración general destaca por sus colores rojizos frente a los más apagados y chocolates del milano negro.

La capacidad que han mostrado los milanos para aprovechar esta nueva fuente de alimento –los miles y miles de animales que mueren atropellados cada año en nuestras carreteras- demuestra la pasmosa habilidad de los animales para amoldarse a los recursos que ofrece su entorno. Esta plasticidad, fruto de millones de años de evolución de su comportamiento y de incontables ejercicios de ensayo y error, es lo que ha permitido que hayan sido capaces de sobrevivir a la infinidad de cambios que la Naturaleza ha impreso sobre su hábitat. Es esta misma adaptabilidad, la que está permitiendo a los milanos soportar, con más o menos fortuna, la presión extrema que el ser humano está ejerciendo sobre todos los paisajes y hasta sobre el mismo clima del planeta.

 Ojalá que sigamos disfrutando durante muchos más millones de años de sus siluetas estilizadas, de sus vuelos de veleros perfectos y de sus llamadas lastimeras.

 Un saludo y nos vemos en el campo.

La oropéndola es una de las aves más bonitas que se pueden observar en España.

Oropéndola
Oropéndola (Oriolus oriolus). Autor de la fotografía: Carlos Romo.

Migradora tardía, no llegará a España hasta que el calor de la primavera avanzada no haga surgir a los insectos de los que se alimenta. Habitante frecuente de bosques húmedos y frondosos, escasea en los paisajes abiertos y en ambientes de intenso frío.

Su deslumbrante color de oro y negro ayuda a los machos a marcar la posesión de sus pequeños territorios. Sin miedo, los defenderán frente a congéneres y a todo tipo de potenciales amenazas: córvidos, rapaces, gatos, etc. Sus colores bellísimos, además de ser todo un espectáculo para el observador de aves, tienen el serio inconveniente de atraer miradas indeseables que ponen en riesgo a los nidos mientras los adultos incuban. La solución ha sido de lo más ingeniosa: ya que no voy a poder esconderme de las miradas, voy a colocar mi nido donde ningún depredador terrestre puede llegar. ¿Dónde está este lugar aparentemente inaccesible?. Pues en la punta de las ramas más finas de los árboles más altos. Si una garduña o un gato descubriera el nido o fuera capaz de seguir el vuelo de los adultos hasta éste, al tratar de alcanzar a la preciada nidada, su peso haría ceder la rama, impidiéndole alcanzar su objetivo. ¿Y frente a los depredadores aéreos? Pues mucho valor, vuelo agilísimo y un pico aguileño que podría saltarle un ojo al que ose amenazar a los suyos.

Nuevo contratiempo. Si para evitar que depreden tus nidos, lo ubicas en la punta de las ramas más finas ¿qué ocurrirá cuando se desaten las tormentas de la alta primavera? Acaso con las intensas ráfagas de viento que llegan a tumbar árboles ¿No saldrán los nidos y sus ocupantes disparados? La solución vuelve a ser ingeniosa y práctica. Las oropéndolas vienen provistas a este mundo de unas poderosas garras que permiten a los pollos, incluso cuando son realmente pequeños, aferrarse al fondo del nido y evitar, de este modo, salir disparados. Igualmente, las fibras elásticas y frescas que los adultos arrancan con su poderoso pico de las ramas verdes y utilizan para tejer sus nidos en forma de tacita, resistirán las violentas sacudidas mucho mejor que los materiales rígidos y, aparentemente más resistentes, que otras aves usan.

De esta ave de belleza mágica y de otras muchas, hablaremos en nuestro curso de Introducción a la identificación de Aves Passeriformes que celebraremos los días 11 (jornada teórica) y 12 de marzo (jornada de campo) en el Centro de F.P.E. Lorenzo Milani (Cabrerizos, Salamanca)

Para apuntaros al curso deberéis poneros en contacto con el Centro de F.P.E. Lorenzo Milani.
Teléfono: 923180831. Preguntad por María Eugenia.
centromilani@gmail.com

Precio: 15 euros.

Para cualquier aclaración o petición de información, contactad con nosotros en:
aquilanaturaleza@gmail.com y en los teléfonos 635158497 (Guillermo Hernández) y 654438367 (Laura García)

Un saludo y nos vemos en el campo.
Aquila Naturaleza.